Atlanticenses, si podemos manejar la Triple A

Por: Jorge Vergara Carbó

Hoy la empresa está siendo administrada por la Sociedad de Activos Especiales debido a que la Fiscalía General de la Nación decretó las medidas cautelares de embargo, secuestro y suspensión de las acciones de INASSA.
De acuerdo al mandato otorgado por la FGN a la SAE, la empresa procedió a darle cumplimiento convocando a una asamblea de accionistas para designar a los nuevos miembros de la junta directiva de la Triple A. En esa asamblea la SAE se quedó con 4 puestos principales,  con sus respectivos suplentes,  y un puesto para el Distrito de Barranquilla, entidad que anteriormente tenía dos asientos en esa junta directiva.
La designación de los 4 miembros fue hecha por la misma SAE, debido a que al no tener participación accionaria la Nación en la Triple A, es decir al no aplicarle el artículo 24 de la Ley 819 de 2.003, podían proceder a designar la composición de la nueva junta directiva de la Triple A, sin oposición alguna.

Los atlanticenses ante este hecho bochornoso y discriminatorio nos hemos quedado callados, no hemos protestado. El alcalde en unas declaraciones que no compartimos se limitó a decir que antes tenían dos puestos por la gentileza de los españoles.
Los medios de comunicación locales debemos emprender una campaña para que sea el Distrito de Barranquilla,  conjuntamente con la gobernación, quienes sean los que manejen la empresa,  otorgándoles la SAE 3 puestos en la junta directiva mediante orden impartida por el presidente Iván Duque, lo antes posible para evitar un mal manejo de la triple A, que de por sí, ya atraviesa dificultades con el sector financiero, contratistas y proveedores al perderle la confianza a una administración sin experiencia y conocimiento del tema y de la ciudad.

Los dolientes de la Triple A somos los atlanticenses. Muchos sacrificios nos ha tocado hacer para que la Triple A preste un servicio eficiente. Nuestro mercado cada día crece más, por lo que necesitamos expandir el servicio con calidad y para ello se necesita seguir invirtiendo.

Si no asumimos pronto el manejo de la triple A, corremos el riesgo de que con la empresa pase lo mismo que está sucediendo con Electricaribe, que en manos de la Superservicios, la empresa ha perdido en dos años $1 billón de pesos, lo que indica que Electricaribe está incursa en liquidación al perder más del 50% de su patrimonio y capital. Hecho este que los señores del Intergremial del Atlántico, como los parlamentarios, gobernadores, Ministerio de minas y Energía y por supuesto la misma Superservicios calla.
Ese riesgo no lo podemos asumir en la Triple A, estamos a tiempo de parar el desangre de esa empresa por parte de la SAE, cuyos antecedentes como administradora de los bienes incautados a  narcotraficantes y paramilitares  ha sido derrochado, sin culpable alguno.
La carencia en el manejo de empresas de servicios públicos domiciliarios por parte de la Superservicios y la SAE, no pueden garantizarle a los atlanticenses un manejo eficiente en una empresa que hoy genera utilidades y presta un servicio eficiente y reconocido por los usuarios.

Si no nos movilizamos y protestamos ante el gobierno nacional para que nos dé la oportunidad de manejar directamente la Triple A, otorgándonos tres (3) puestos en la junta directiva, nos arrepentiremos más tarde ante el deterioro del servicio y la posible quiebra de la empresa. El señor presidente Duque tiene que entender que los atlanticenses no podemos seguir creciendo y eliminando desigualdades sociales sino contamos con unos buenos servicios públicos domiciliarios.

Somos capaces de manejar nuestras empresas, contamos con el mejor alcalde y gobernador del país. No hay porque temer.

A MOVILIZARNOS,  ESTAMOS A TIEMPO DE QUE QUIEBREN A LA TRIPLE A, COMO QUEBRARON A ELECTRICARIBE.

Barranquilla, diciembre 17 de 2.018.

58total visits,1visits today