¿Masacre a la democracia en Santa Marta? Rúgeles responde con insubsistencias a funcionarios que protestaban pacíficamente por terna de Fuerza Ciudadana

El dignatario uribista no tuvo piedad pese a los 6 días de hambre que padecieron los 10 secretarios, gerentes y directores de la Alcaldía.

Cómo una verdadera “masacre” contra la democracia y la Constitución fue vista la respuesta del secretario de Transparencia de la Presidencia de la República, Andrés Rúgeles, hacia los tres de los 10 secretarios, gerentes y directores de la Alcaldía de Santa Marta, que fueron declarados insubsistentes, al parecer, como represalia a la protesta pacífica que venían cumpliendo desde hace seis días para que el presidente Iván Duque escogiera un alcalde encargado a partir de la terna presentada por Fuerza Ciudadana, tal como lo avala la Ley de Distritos.

El derecho a la réplica hacia el dignatario uribista – quien fue designado bajo encargo para la Alcaldía samaria por cuenta de Duque- no se hizo esperar por parte de los funcionarios fieles al alcalde titular Rafael Martínez, quienes basaron sus vías de hecho a través de una huelga de hambre que dejó a cinco de ellos con delicadas secuelas en su salud y siete aún estables, situación que ni siquiera fue tenida en cuenta por el representante del uribismo.

LEVANTAN HUELGA PERO SE VIENE EL PARO:
Los funcionarios retirados de sus cargos fueron: Roberto Munarriz, secretario de educación; Andrés Correa, secretario de Promoción Social y Raúl Pacheco, alto consejero para la Sierra Nevada, cuyo hecho fue refutado por sus demás compañeros huelguistas, quienes optaron por levantar la protesta, sin embargo, entregaron las banderas de su iniciativa al sindicato de trabajadores de la Alcaldía, que declararon el cese de sus actividades hasta 23 de mayo.

“No hemos visto voluntad por parte del presidente Duque de mirar lo que pasa en Santa Marta, Fuerza Ciudadana radicó hace casi dos meses ante la Presidencia la terna para que se elija un alcalde encargado mientras se resuelve la situación jurídica de nuestro alcalde Rafael Martínez, como mandato legal y constitucional consistente en respetar la voluntad de más de 92 mil samarios que votaron por este modelo de gobierno, sin embargo, tanto el Ministerio del Interior como la Presidencia han guardado silencio y a cambio de ello, hoy nos responde Rúgeles con otro atropello contra nuestros derechos al declararnos insubsistentes sin haber terminado esta protesta, desconociendo, además, este plan de desarrollo y han entregado las secretarías de la Alcaldía a quienes las perdieron hace siete años en las urnas”, señaló Raúl Pacheco.

DUQUE IGNORÓ EL SACRIFICIO Y LOS DERECHOS DE HUELGUISTAS:
Igualmente, el declarado insubsistente fue categórico al afirmar: “Hoy, seis días después, nos vamos del Salón Blanco, firmes, con la frente en alto y decididos a seguir esta lucha para defender esta lucha en la ciudad. No nos vamos por una declaratoria de insubsistencia sino por una petición solidaria del alcalde Rafael Martínez, familiares amigos, líderes y el sindicato de la alcaldía que en apoyo inicia un cese de actividades hasta el jueves 23 de mayo”.

La lista de huelguistas también fue integrada por: Julio Salas, secretario de Salud; Rafael de la Valle, subsecretario de Desarrollo Rural; Ingrid Aguirre, gerente de la Empresa de Servicios Públicos de Santa Marta –Essmar; Luis Guillermo Rubio, gerente del Sistema Estratégico de Transporte Público de Santa Marta –Setp-.

Igualmente: Diana Viveros, secretaria de Cultura; Ernesto Castro, secretario de Movilidad; Adolfo Bula, secretario de Gobierno; Anabel Zúñiga, alta consejera Para la Paz y el Posconflicto; y Wilson Rodríguez, director del Departamento Administrativo Distrital de Sostenibilidad Ambiental –Dadsa-. Estos últimos cuatro se vieron obligados a retirarse junto a Munarriz, al sufrir fuertes descompensaciones a causa de la extrema debilidad física provocada por la falta de alimento.

La negativa de Duque y su enviado Rúgeles fue fuertemente criticada en la capital magdalenense, debido a que el alcalde (e), nunca convocó a la mesa de negociación con los huelguistas, tal como lo indican las Naciones Unidas en este tipo protestas.

“A Duque jamás le interesó la vida y la salud de estas personas. Mucho menos la dignidad de los samarios”, gritaron las personas que respaldaron los 10 funcionarios desde las afueras de la Alcaldía.

182total visits,1visits today